Buenos días!!

Hoy tenemos una receta de una nueva colaboradora: BIENVENIDA AL CLUB MAR!! En la zona del mediterráneo es época de alcachofas, y qué mejor que pasar por casa (Mar es de Murcia) recoger unas alcachofas murcianas, del huerto de tu abuela y preparar un plato sencillo a la par que saludable¿?

 

Ingredientes para 2 personas:

8 alcachofas (si están recién cogidas de la huerta de tu casa, mucho más ricas)

1 loncha gruesa de jamón serrano (siempre puedes poner un poco más jejeje)

1 cebolleta

1 chorro de vino blanco

1 chorrito de nata

Queso para gratinar

Pan rallado

Agua

Limón

Aceite, sal y pimienta

Tiempo de preparación: 1 hora

Dificultad: media

 

Bueno, pues lo primero de todo es poner a calentar en una olla agua con sal. La cantidad de agua dependerá de cómo sea la olla, del tamaño de las alcachofas… Lo que tiene que cumplir es que las alcachofas queden cubiertas por agua. La cantidad de sal… pues una cucharadita por cada 2 litros de agua, más o menos.

Mientras el agua empieza a hervir, vamos a la parte más desagradecida de la receta: pelar las alcachofas…

Y en este caso, aparte de comentaros cómo pelar las alcachofas os dejo un vídeo para que podáis ver un ejemplo práctico (es de la web del Lidl, ahí tenéis algunos vídeos que os pueden ser interesantes!!). Cogemos una de las alcachofas y empezamos a quitar las hojas exteriores, que son muy duras, hasta llegar al corazón. Frotamos con un limón el corazón de la alcachofa, para que no se oxide, ya que es un producto que se oxida rápido. Se corta la parte superior e inferior de las alcachofas. Por último las introducimos en un bol con agua y limón (esto también con intención de que no se oxiden).

Cuando el agua esté hirviendo, introducimos las alcachofas limpias en la olla, con cuidado de que queden bien sumergidas y cocemos a fuego lento y con la tapa puesta, durante unos 40 minutos. Cuando estén bien cocidas las sacamos de la olla y las ponemos en un plato con papel absorbente para eliminar el exceso de agua. Para saber si están en su punto, se pinchan las alcachofas, deben estar tiernas, pero no en exceso, que tengan algo de firmeza. Tened cuidado de no pasarlas que si no pierden mucho…

Cuando puedas manipular las alcachofas, porque si no dejas que atemperen un poco te vas a quemar… retira el interior del corazón de la alcachofa ayudándonos con una cuchara (OJO!! No lo tiréis, que lo sacamos para añadir en el relleno!!!).

Y ahora nos vamos al relleno. En una sartén pochamos la cebolleta picadita. Cuando esté pochada la cebolleta, añadimos el jamón picadito en trozos pequeños. Salpimentamos, rehogamos un poco y añadimos el chorro de vino blanco y el chorrito de nata, removiendo un minuto. Se añade el corazón que hemos quitado de la alcachofa  y se cocina a fuego medio, hasta que adquiera la textura deseada.

En una bandeja para horno, colocamos las alcachofas y las introducimos el relleno que hemos preparado. Espolvoreamos cada una de ellas con pan rallado y un poco de queso.

Sólo queda introducirlas en el horno (precalentado) a unos 200 grados durante 4 o 5 minutos.

Y por fin, emplatamos, decoramos con un poco de crema de vinagre de Módena y a comer!!

 

Muchas gracias Mar por colaborar con una receta, espero que compartas con nosotros muchas más!!

Al resto, animaros a hacer estas alcachofas aunque no tengáis huerto!!

Y por supuesto, si tenéis una receta que os salga genial, que sea original, sólo tenéis que hacer unas fotos de la preparación y del plato final y mandarme todo a:

manuel.falar@recetasparaindependizarse.com

 

Que tengáis un buen fin de semana!!

Un saludete!!